Carrito de compra

enviamos a todo el mundo ✴ gratis en españa a partir de 100€

Ser un fantasma es lo mejor - Ser un fantasma és guai - Antonio Ladrillo

Ser un fantasma es lo mejor - Ser un fantasma és guai - Antonio Ladrillo

6.00 €

13.90 €

descripción

Cuando cae la noche y el mundo parece haberse detenido, el fantasma empieza su jornada. Los mínimos ingredientes para un álbum silencioso e íntimo, que sin embargo fluye repleto de alegría, porque el fantasma también es un niño capaz de encontrar humor y alegría en todas partes. 

Cartoné con sobrecubierta. 17 x 23 cm.
32 págs. Color                                                                                                                                                                                                                                                                           
Disponible también en catalán.
Quan cau la nit i el món sembla haver-se aturat, el fantasma comença la seva jornada. Un àlbum íntim, poètic, silenciós i, tot i així, ple d’alegria. Un nen és capaç de trobar humor i alegria a tot arreu. I precisament això és el que passa al món del fantasma, on el blanc i negre està sempre esquitxat de color.

                                                                                                                                                                                                                                                                                               

Antonio Ladrillo es pintor abstracto y artista gráfico. Presta especial atención al ritmo, el color, la forma y el espacio y crea personajes alegres y coloristas. Ha publicando con Éditions du Livre en Francia, Corners en Corea o Paga Extra en España. También ha realizado trabajos para Anorak magazine, LINE, Blackie Books, Miniclub o Maily. Sus álbumes infantiles han sido publicados por Silonia (¡Oh! ¡Un zig-zag!) en España y Éditions Notari (Montagnes) en Suiza y próximamente lo serán por Tate Publishing (This way, that way) en Reino Unido y Les Fourmis Rouges en Francia. Aunque vive en Valencia, Antonio Ladrillo pasa largas temporadas pintando en una feliz reclusión voluntaria en su estudio de Biar (Alicante).